▬A line allows a progress, a circle does not. ○

14.7.11

Viento, frío, lluvia, tinieblas, borrasco, humedad, gris. Algunos le dicen vida cotidiana; cotidianos infelices, cotidiana ventana que me mira, cotidiana, cada mañana al despertarme sola, al vestirme, al perfumarme, al beberme apurada mi café. Cotidiano espejo que contempla cómo me miro, cotidiana, cómo me peino, harta vanidosa, cómo me pongo mis perlitas, cotidianas, que lloran por la altura cotidiana de mis orejas. Cotidianas escaleras me saludan cotidianas por debajo de mis pies, miran mis pisadas cotidianas, con mis zapatos cotidianos, y mi camino cotidiano matinal.
Cotidianos los autos, aunque no sean los mismos, porque yo los veo un tras otro con sus luces cotidianas en la oscuidad matutina cotidiana de estas épocas.
Cotidiana puerta de acero cotidiano, con gente cotidiana que en la cotidianeidad de su vida cotidiana, vaga para seguir la rutina y hallar la cotidianeidad, y así se retroalimenta.
Cotidianas materias, cotidianas clases, cotidianos profesores, hastío de cotidiano.
Cotidianas rejas de cotidianos ventanales, donde cotidianamente me asomo para no dejarle tanto lugar a Cotidiano, y veo pasar la gente cotidiana, cotidianamente abrigada, cotidianamente escuchando música cotidiana.
Luego salgo como de prisión, prisión cotidiana, para hundirme en la cotidianeidad de buscar distracciones y sentir, mientras me enduermo, que mi jornada no fue tan cotidiana, aunque luego sé que el hecho de buscar actividades para salir de lo cotidiano, es meramente cotidiano.
Y en el cotidiano sillón de tonos naranjas cotidianos, hago llamados cotidianos para compartir cotidianeidades, porque sino falta algo, falta lo cotidiano.
Cotidiano, cotidiano, cotidiano. Muchas letras, poca cosa.

No hay comentarios: